¿Dónde está la comunidad de mi proyecto de Crowdfunding?

¿Dónde está la comunidad de mi proyecto de Crowdfunding?

¡Que no cunda el pánico! No os estoy haciendo la pregunta… el hecho es que se trata de una pregunta muy recurrente en foros y debates, como si fuera algo de la NASA el localizar a la comunidad a la que van dirigidos los proyectos de Crowdfunding.

Lamentablemente os debo confesar que es una pregunta demasiado vaga para poderle dar una respuesta. En cualquier caso, en este post voy a tratar de ayudaros a reflexionar, y haceros las preguntas correctas para identificarla, y atraerla hacia vuestro proyecto 😉 .

Comunidad

Cada proyecto de Crowdfunding tiene su comunidad

Probablemente hayáis oído hablar de las míticas 3Fs: family, friends and fools (también llamados fans). Pues lo cierto es que sintetizan bastante bien a lo que sería la comunidad de cualquier proyecto (derivando por tanto en colectivos de lo más diverso dependiendo del origen y naturaleza del proyecto).

Como es un buen punto de inicio, vamos a entrar en un poco más de detalle en cada uno de ellos:

  • Family (familiares)

Aquí encontramos “lazos de sangre”, y lo que une la sangre… ¡es muy difícil de separar!

En este colectivo encontraremos a un grupo de “incondicionales”, que querrán ver el éxito de vuestro proyecto por encima de cualquier cosa, porque vosotros estáis detrás.

Además, es un colectivo muy fácil de localizar. Cada miembro del equipo deberá pensar en los suyos, y comunicarles el proyecto de la forma “más natural posible”: llamada, e-mail, reunión familiar… ¡la forma en la que habitualmente os relacionéis con ellos!

Compartiendo con ellos vuestra ilusión, y pidiéndoles participación o apoyo en su difusión, tendréis una primera base de la comunidad “en el bote”.

  • Friends (amigos)

También forman parte de lo que se llaman los “círculos de confianza”. Dependiendo del grado de amistad, el apoyo que os vayan a ofrecer será de mayor o menor envergadura, aunque no hagáis demasiadas suposiciones porque os aseguro de antemano que os podréis llevar gratas sorpresas.

Así como en el caso de familiares, en términos generales, es muy probable que el proyecto en sí no les vaya interesar especialmente (y si participan como mecenas será porque vosotros estáis detrás), en el caso de los amigos podrá haber un poco de todo.

Por tanto, aquí tendréis que hacer una segmentación en función de los siguientes criterios:

  1. Amigos que puedan estar interesados en el propio proyecto (por poner un ejemplo, imaginaros que queréis lanzar unos bañadores para surfistas, y tenéis un grupo de amigos a quienes les gusta el surf).
  2. Amigos con redes y círculos sociales afines a vuestro proyecto (siguiendo con el ejemplo, quizás ellos no surfean, pero el grupo con el que salen en vacaciones, o la gente del club al que va a hacer deporte, hay gente aficionada al surf).
  3. Amigos con vago interés por el proyecto y poca probabilidad de contactos de interés (sin relación alguna aparente con el surf).

Realizada esta identificación (con los amig@s de todos los miembros del equipo), el siguiente paso sería trabajar una comunicación específica para cada uno de ellos (a los aficionados al sur les podéis pedir opinión en el desarrollo, a los que tienen amig@s les podréis que os presenten amigos u os ayuden a comunicar, etc.). El medio puede ser tomarse una cerveza, una llamada, un mail, un whatsapp… El más habitual  en vuestra relación.

Como consejo general, contra más personalizada sea la comunicación, más posibilidades tendrás de respuesta.

  • Fools (o “locos”, o fans)

Aquí tendríamos a lo que en marketing tradicional se llamaría “target” o público objetivo. Ese perfil de personas para las que está pensado el proyecto, a quienes se le resuelve una necesidad (siguiendo con el ejemplo, los surfistas).

En el caso de Crowdfunding, serán los “early adopters”, aquellos que más allá de la necesidad, les gustan las tendencias, y les incentiva probar las cosas nuevas, ser de los primeros en hacer las cosas.

Para llegar a ellos, tenéis que pensar cómo son (“personificarlos”), y pensar qué les interesa, qué hacen, por dónde se mueven, qué medios leen, … En definitiva, dibujar lo que sería un día típico en sus vidas, y a partir de allá tratar de ver cómo llamarles la atención y presentarles vuestro proyecto.

Surfista

Pensar cómo es un día típico en la vida de tu target

Siguiendo con el ejemplo, podríais dejar leaflets en el chiringuito de la playa, crear un blog con temas novedosos de surf y de moda y difundirlo en redes sociales (con los hashtags que utilicen), hacer una campaña de blog marketing a bloggers de surf, o escribir una nota de prensa para revistas del sector.

En definitiva, para encontrar y crear vuestra comunidad, tenéis que dejaros guiar por la “lógica”:

  1. Dar a conocer el proyecto a todos aquellos a quienes les vaya a interesar.
  2. Poner el foco de la comunicación en el motivo por el que os vayan a ayudar (ya sea porque estáis detrás vosotros, o por el proyecto en sí).
  3. Utilizar el medio y el tono de comunicación que vaya a ser más natural con cada uno de ellos.

Es un trabajo de pico y pala, pero no es complicado, y es muy agradecido si le ponéis sentido común. ¿Tienes un proyecto en mente? ¿A qué esperas para empezar a compartirlo y construir poco a poco tu comunidad?? 😉

Anuncios

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s